Hacer reír, hacer llorar

Una frase manida: Hacer reír es más difícil que hacer llorar.

La frase fue válida antes de las toneladas de producciones audiovisuales que tenemos a nuestra disposición con las plataformas de películas en la nube.

Hoy, tan complicado hacer reír como hacer llorar

Estamos insensibilizados ante el humor: el vídeo / la fotografía / el meme más gracioso del momento… es cada momento. Los wasaps están cargados de chistes textuales, visuales y sonoros.

Incluso llegamos a decir: no me apetece reírme.

Estamos insensibilizados ante las lágrimas: Los anuncios de televisión con niños desnutridos o mutilados por la guerra no conmueven. Cientos de canales de televisión reproducen testimonios de refugiados de la guerra, personas desahuciadas, ancianos abandonados y otras que reclaman fondos para afrontar operaciones complejas. Ante tanta pornografía sentimental… ¿Cómo va a conmovernos una ficción?

Cuando ir al cine era una liturgia y la televisión apenas emitía una docena de series al año el público no estaba sobreestimulado. Entonces sí era fácil jugar con sus emociones.

Deja que la audiencia sume dos más dos y te adorará dijo Billy Wilder que dijo Lubitsch. Hoy el público presume de descubrir el resultado con tan solo uno de los factores. Da un dos. Nada más. El público dirá cuatro.

Si te sigue es por condescendencia o porque no tiene ganas de pensar después de comer o porque con suerte se ha enamorado de los personajes.

La frase del dos más dos guarda relación con coloca el incendio dos páginas antes.

Es cierto que hay un tipo de público que demanda historias sencillas. No le importa que todo esté mascadito. Pero otro público quiere la sorpresa en este plano. Quiere ver como arte todo ahora mismo. Como la vida misma. Imprevisible.

Hay una frase que quizá no haya quedado obsoleta: el rectángulo de la pantalla tiene que estar lleno de emoción.

Compártelo

Este blog usa cookies para mejorar tu experiencia de navegación | más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar