Menú Cerrar

Cuatro representaciones de la violencia

Cuatro representaciones de la violencia
Por qué funcionan y por qué no
Referencias a ‘Mentes criminales’ 5×22 y 6×13, ‘Breaking Bad’ 3×12 y la película ‘Mala Semilla’
En esta entrada comento cuatro escenas de violencia vistas recientemente y que han llamado mi atención. Dos no me convencen y dos me emocionan. No hablo de la violencia concebida como espectáculo circense (peleas acrobáticas y ensaladas de tiros); sino de producciones donde la violencia pretende remover la mente del espectador más que entretener sus ojos.
(Aviso: Este comentario revela parte del contenido de las series y la película mencionadas.)
MENTES CRIMINALES 5×22
Emociones lejanas

Los agentes del FBI van a la caza de un psicópata que muestra sus crímenes en Internet. Durante la investigación ven un asesinato en el momento en el que se produce.
(Clip de la escena analizada, a partir del minuto 8:20)
Cuatro representaciones de la violencia
Cuatro representaciones de la violencia
Cuatro representaciones de la violencia
Los agentes asisten impotentes a la muerte de una joven. El espectador también es testigo, pero no se involucra: no comparte el terror de la víctima ni el malestar de los agentes.
Esta escena tiene varios problemas: Por un lado, es el segundo vídeo que los agentes y los espectadores ven sobre el asesino de Internet. Que el asesinato sea «en directo» no cambia las emociones del espectador; para los televidentes, ambos asesinatos son prácticamente iguales.
Por otro lado, el mayor error es mostrar el asesinato a través del monitor de un ordenador. Hemos visto estrangulamientos en muchas películas –en “primera línea”–, pero este episodio de ‘Mentes Criminales’ nos aleja de la «emoción» a través de la doble pantalla (el ordenador del FBI y la televisión del salón). Sería como ver la grabación de la grabación de un evento deportivo o un concierto.
El episodio debería haber situado al espectador en la misma habitación que el asesino, o eludir el crimen para centrarse en los rostros desencajados de los agentes.
MENTES CRIMINALES 6×13
El exceso de violencia puede ser risible
Un chico y una chica alcohólicos y armados hasta los dientes dejan a su paso un reguero de muertos. Tienen manía a las gasolineras y a las reuniones de alcohólicos anónimos.
La trama de la pareja se desarrolla con un estilo que recuerda a películas como ‘Abierto hasta el amanecer’. (IMDB me lo confirma: el director del episodio ha sido asistente de dirección de Robert Rodríguez). Esta pareja de psicópatas me hizo reír a carcajadas con sus tiroteos perfectamente coregrafiados y los diálogos de carretera pretendidamente profundos.
Cuatro representaciones de la violencia
¿Dónde está el problema? El estilo de ‘Abierto hasta el amanecer’ y ‘Mentes Criminales’ no casan. La serie busca un tono dramático, pero las andanzas de los pistoleros echan por tierra la credibilidad. De manera que el espectador desconecta de los traumas infantiles de los criminales y tampoco muestra empatía con la azarosa búsqueda que realiza el FBI. Uno quiere que estos chicos sigan sembrado la América Profunda de cadáveres y acaben donde ‘Las colinas tienen ojos’.
Este episodio nos enseña que el espectáculo circense y el drama no suelen llevarse bien. Si quieres hacer espectáculo, adelante; pero si quieres hacer un drama policial, la violencia debe ser realista y escasa.
La asesina tiene fans en Internet y alguien se ha molestado en escoger las escenas donde ella saca sus armas.
BREAKING BAD 3×12
Un asesinato imprevisto
He visto cuatro o cinco veces seguidas la última escena del capítulo 3×12 de ‘Breaking Bad’. Técnicamente es una escena sencilla, pero tiene una fuerte carga emocional para los seguidores de la serie.
(Clip de la escena)
En esta escena Pinkman –el socio de Walter– se arma de valor para enfrentarse a tiros a dos camellos que han asesinado a un niño. Encuentra a los dos tipos y, sobreponiéndose al miedo, se acerca a los canallas. Los matones sacan sus armas. Cuando parece que van a empezar los tiros, un coche atropella a los dos matones. Walter White sale del coche asombrado de sí mismo, y remata a uno de los matones.
Cuatro representaciones de la violencia
Cuatro representaciones de la violencia
Cuatro representaciones de la violencia
Cuatro representaciones de la violencia
¿Por qué esta escena es tan poderosa? Es la segunda vez que Walter mata, pero la primera vez fue en defensa propia. (La primera vez mató al camello encerrado en el sótano que amenazó con matar a su familia). Durante tres temporadas hemos visto que Walter prefiere usar la palabra antes que un arma, aunque esté en juego su vida. También hemos visto que Walter mira primero por sus intereses y los de su familia, antes que por los socios y los amigos. Por tanto, no esperamos que manche sus manos de sangre y ponga en peligro su vida y la de su familia matando a dos matones de la mafia. A nosotros, los espectadores, se nos queda la expresión alucinada de Pinkman.
Cuatro representaciones de la violencia
Esta escena nos enseña que si queremos impresionar al espectador con una escena de violencia, el personaje que la ejerza debe tener escrúpulos o ser un cobarde o una persona pacífica. Por supuesto, para llegar a este punto, debemos trabajar el personaje y cocer a fuego lento la situación. La violencia sería para nuestro personaje pacífico su única salida.
MALA SEMILLA
Un grito tiene más fuerza que una imagen
Mala Semilla‘ es una interesante película de 1956 que tiene una de las escenas que más me han impactado en los últimos meses. En ella un hombre se quema vivo, pero no vemos al hombre envuelto en llamas: escuchamos su grito agónico.
(Clip de la escena: míralo hasta el final)
Cuatro representaciones de la violencia
¿Por qué funciona esta escena de 1956? Hemos visto cientos de personajes envueltos en llamas, tantos, que aburren; todos ellos caminan torpes y en silencio. El grito de ‘Mala Semilla’ obliga al espectador a utilizar la imaginación.
El efecto es poderoso: podemos apartar la mirada si algo nos provoca repulsión, pero no podemos cerrar los oídos. El grito cala en nuestro cerebro.
Con estos ejemplos hemos visto:
1. Es más interesante un asesinato en primera línea que visto a través de un monitor; pero puede ser más interesante no mostrarlo.
2. Si queremos que la violencia emocione, menos es más; y si la ejerce un personaje pacífico, mejor.

Compártelo
Publicado en Cómo escribir

Artículos relacionados