Lenguaje arcaico, ideas pobres

Las series españolas de época, de la sobremesa, arrastran el lastre del lenguaje arcaico. Una reunión de palabras obsoletas no recrean una época e intimidan a los actores cuando esas palabras están dentro de frases largas: los actores se ven obligados a recitar, más que a interpretar.

Algunos escritores de siglos pasados tienen diálogos más naturales que guionistas contemporáneos. El tono literario se asocia, por lo general, con escritores inseguros y literatura sin contenido. La venganza de Don Mendo (1918) se burla con acierto del teatro con lenguaje “arcaizante” que entonces se representaba, y que no se correspondía con el tono del lenguaje popular.

Veamos dos diálogos cazados al vuelo de una serie de sobremesa:

La señora tendrá sed, pero el guionista exagera.  La frase debería haberse quedado así: “Perdone. He de llevar el refresco a la señora”. Lo de “como agua de mayo” crea un metro de separación respecto a la naturalidad del personaje.

Otro tirón de orejas al que escribió y al que dejó pasar la frase:

El problema no es la palabra “cábalas”. Podría usarse, ¿por que no? El problema es toda la frase: la actriz siempre va detrás de la frase, como si no fuera propia del personaje. Es larga y el tono literario rompe el pacto de lectura. ¿Por qué no un “será mejor que volvamos…” o, como mucho “será mejor que volvamos o pensarán cosas raras…

Una frase que se repite a menudo, pero que parece que olvidamos: menos es más. Y en los diálogos, muchos deberían grabarse la frase a fuego en el dorso de la mano.

9 thoughts on “Lenguaje arcaico, ideas pobres

  1. Raca 17 diciembre 2012 / 12:53 am

    Para mi lo que pasa es que como son series sin acción ni emoción, para dormitar con un café delante, no incluyen momentos en que los diálogos necesiten un ritmo acorde con un argumento lleno de acción: frases cortas que al ser mucho más instintivas, no importe que se pierda la “ambientación arcaica” y se pueda usar un lenguaje más natural: Un “hijodeputa”, en vez de un “hideputa”, dirigido al malo que amenaza a su chica, a nadie le chirría.

    Quizás en esos diálogos “de ambientación”, el guión está invadiendo campos que no son suyos en la pantalla, como la fotografía y la música, que es para lo que están: para evocar. Por el otro lado ¿Quien se descargaría un videolibro? (alguien seguro que ha hecho alguno)

    De todas formas, con “Retorno a Brideshead”, yo me quedé ahíto y eso que era un pastel, al menos, bien elaborado.

  2. Javier Meléndez Martín 4 noviembre 2012 / 3:27 pm

    Me alegro de que te guste mi blog, Leafaro7.

    Últimamente lo he desatendido un poco, pero pronto habrá entradas nuevas.

    Estoy de acuerdo con lo que dices sobre el lenguaje. A Mckee sí que lo he nombrado en varias ocasiones, unas veces para bien y otras para criticar algunos de sus planteamientos. No obstante, gracias por sugerírmelo como tema.

    Dios de bendiga a ti, que me lees.

  3. Leafar07 31 octubre 2012 / 9:26 pm

    Wow, primero solo quiero decir que me encanta este lugar. Muy buen trabajo. Hacía tiempo que no pasaba por aquí, pero quiero hacerme el habito de ver el lugar más seguido, en serio, me encanta, y cada artículo (que he leido) es preciso y deja mucha info para digerir.

    Segundo, estoy de acuerdo con el articulo. Robert Mckee, escritor del libro “El guión” (Story) (todo guionista y novelista debería leerlo de forma obligatoria) plantea esta cuestión. Comenta que para dar el ambiente debe, en los primeros minutos del rodaje, utilizar ese lenguaje adornado de época, pero que al pasar del metraje, puedes ir volviéndolo sencillo… y que la audiencia no se percatará del cambio, y seguirá sumergido creyendo que siguen hablando de la misma forma

    Nota: No se si han hablado de Robert Mckee aquí… pero considerenlo como un tema en sus proximos articulos, tiene MUCHA tela por donde cortar, creanme. Dios les bendiga.

  4. Javier Meléndez Martín 19 septiembre 2012 / 9:28 am

    * Fernando, estoy de acuerdo con lo del punto medio. A mi me chirría las expresiones o palabras fuera de época. Creo que los “arcaizantes” queriendo huir del modernismo, caen en lo contrario. Yo veo un contrasentido emplear palabras y giros arcaicos si se desconfía de los actores. ¡Suena peor! Creo que es mejor las frases sencillas.

    * Luis, gracias por comentar en el blog, y espero que sigas haciéndolo. Pienso lo mismo: “el exceso o los tópicos sólo producen diálogos vacuos, excesivamente largos y con giros arcaizantes que en muchas ocasiones ni siquiera se emplean con propiedad”. Muy de acuerdo con el comentario sobre la dirección de actores.

    * Cristina, fíjate que pienso que en ocasiones, esas frases más que hechas con prisas, hacen perder el tiempo. A no ser que tengan un manualito de “palabras y frases corrientes para ir soltando”.

  5. Fernando Hugo 17 septiembre 2012 / 9:45 pm

    Por lo que leo en varios sitios (Bloguionistas, por ejemplo) se intuye que es muchos guionistas, en España, desconfían de los actores. Tal vez por ello quieran recalcar un tono a través de expresiones más arcaicas. Tal vez, Luis, por que el nivel de ciertos actores (los jóvenes, más, al parecer) es tan malo que resultan inverosímil le pongas en la boca lo que le pongas. Estaría bien, pues, que las críticas empezaran a volcarse sobre los que hacen el casting, o la cadena (que tiene la última palabra en esto) y menos en los guionistas. Aunque dependerá del caso, claro.

    En todo caso, yo me fijo mucho en esto, menos en la ficción audiovisual que en la literatura, donde me “saca” (o sea, me resulta inverosímil) que, cuando un relato se narra en primera persona, el discurso y las expresiones no se adaptan a la cultura del personaje o la época. Está claro que no vamos a hacer hablar a los personajes exactamente como se hablaba en el año I o el siglo XV, tal cual, porque sería incomprensible. Pero currarse un poco qué palabras y qué expresiones usar y cuáles no, creo que es imprescindible.

  6. Cristina 17 septiembre 2012 / 5:03 pm

    Esperar un vaso de agua como agua de Mayo no tiene gracia. Bien utilizado, el refranero puede dar mucho juego (“Eloisa está debajo de un almendro” comienza con una escena impagable rebosante de refranes). Y opino que se pueden “hacer cábalas”, pero no entre tantas subordinadas…
    Hecho con prisas. Como la comida rápida, pero para digerir en el cerebro… Y sin masticar.

  7. Luis Alcázar (@luisalcazar_) 16 septiembre 2012 / 12:07 pm

    En parte estoy de acuerdo con el post y con el comentario de Fernando Hugo. Ha de existir un equilibrio. Me resulta evidente que en una serie de época parte de ambientación reside en la forma de expresarse, y el ejemplo de las series británicas es perfecto.

    Pero el exceso o los tópicos sólo producen diálogos vacuos, excesivamente largos y con giros arcaizantes que en muchas ocasiones ni siquiera se emplean con propiedad. El lenguaje siempre, a no ser que el personaje lo exija, ha de ser sencillo e inteligible.

    No nos debemos olvidar que “la forma de expresarse” también depende de la dirección de actores y de la interpretación. Cuántas veces los guionistas cargan las tintas en palabras obsoletas porque desconfían de la capacidad del actor para representar una escena.

    Muchas frases sencillas pueden adaptarse perfectamente a cualquier época pronunciadas de una manera adecuada y mientras el personaje actúa de forma lógica con su entorno. Una patricia romana, por mucho que la situemos en un triclinio, sobre mosaicos y rodeada de esclavos, mientras comenta “He de adveritr a Claudio sobre las intenciones de Nerva” no será creíble si habla y se mueve como Belén Esteban mientras busca el móvil para quedar con sus amigas a la entrada de un Telepizza. Aunque existieran patricias más parecidas a Belén Esteban que a Nuria Espert.

    Como siempre la verosimilitud está por encima de la naturalidad.

  8. Fernando Hugo 15 septiembre 2012 / 11:36 pm

    Hmmm… No sé si estoy del todo de acuerdo. Sí, en que alargan; sí, en que no hay que pasarse. Pero un lenguaje más arcaico funciona, a veces, para dar verosimilitud. Por ejemplo, muchos han criticado ciertas series españolas de época porque hablaban como la gente de la calle de hoy. En las series americanas o británicas de época se preocupan de hecho bastante de “parecer” lenguaje “antiguo”. Es una cuestión de ambientación. Igual que un traje o esos detalles del decorado, dan color. Supongo que en el punto medio está la virtud, no sé.

    Sí que es verdad, que, por otro lado, a lo mejor crea distancia con el espectador, pero también es verdad que una serie como Cuéntame, que se ha preocupado de usar las expresiones de la época, se ha ganado a su audiencia, en parte, gracias a ese respeto por el lenguaje de hace décadas (la gente más mayor, sobre todo, que se acuerda de ello). Formaría parte del pacto que se establece con el espectador desde que comienza cada capítulo: “ahora, va a ver usted una serie ambientada en el siglo XVI”.

    Ahora lo de “menos es más”, en los diálogos, sí; debería usarse (y sobre todo, en televisión, que hay mucha redundancia de cosas que ya vemos) más. Y eso que no soy yo defensor del “menos es más” en casi nada. Pero en los diálogos, sí. De acuerdo completamente.

    Así que no sé. Dependerá de cada caso.

    • Hércules Cibopático 5 octubre 2012 / 2:03 am

      Que tal Fernando, no estoy de acuerdo con lo que defines por verosimilitud, mira el caso Deadwood, es una serie de época que utiliza un lenguaje “actual” y es una serie espectacular. Creo que la verosimilitud de una situación esta dada por la calidad de quien escribe y de la forma en que nos la muestra y no tanto de un afán de contextualización o de introducir manierismos propios de la época retratada.

Dime lo que piensas...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s