Airplane!: Estructura como puedas (dos grados de irrealidad)

El subgénero de la spoofmovie (película de parodias) da cada año títulos que pasan sin pena ni gloria. En muchas de estas películas hay un batiburrillo de personajes —Harry Potter, Juno y un vampiro son colegas— y se masacran películas conocidas con un afán de desbarrar por desbarrar, pero no arrancan ni una carcajada.

EN LAS PELÍCULAS BUSCAMOS HISTORIAS

Desbarrar puede ir contra la narrativa de la película. El espectador de cine quiere una historia más o menos absurda, pero una historia al fin y al cabo. Los gags podemos encontrarlos en Internet. (También pensamos que los gags de las spoofmovies suelen ser bastante malos). Si se destroza la narrativa, el espectador puede desconectar. El secreto de las spoofmovies más conseguidas está en usar dos grados de irrealidad.

Para explicar estos dos grados de irrealidad recurro a Aterriza como puedas (Airplane). A pesar de haber sido nominada al Globo de Oro al mejor guión de comedia y haber optado a otros premios, apenas encuentro referencias a su mecanismo.

En primer lugar recordemos que Aterriza es la parodia del drama Zero Hour escena por escena. Esto es importante. La mayoría de las spoofmovies actuales acumulan parodias de distintas películas con poco que ver las unas que las otras. Aterriza enseña que se debe coger una película representativa de un género, y no un grupo de películas o personajes de moda.

EL PRIMER GRADO DE IRREALIDAD

El primer grado de irrealidad desarrolla dos tramas: por un lado, la historia de amor del piloto Striker (Robert Hays) y la azafata (Julie Hagerty); por otro lado, el pilotaje y aterrizaje del avión. En este primer grado encontramos gags delirantes pero que se amoldan a la estructura y desarrollo de la película.

La secuencia del inflado del piloto automático es un ejemplo perfecto del primer grado de irrealidad.

Hay que destacar dos aspectos: El inflado es una situación surrealista, pero que no interfiere en el desarrollo de la historia. Leslie Nielsen, el doctor, sorprende la maniobra y sale de la habitación, igual que hubiera hecho si el muñeco hubiera sido humano. Destaquemos también lo último: los personajes actúan con “lógica”. Lo importante en el primer grado es no cortar ni paralizar la historia.

EL SEGUNDO GRADO DE IRREALIDAD

El segundo grado de irrealidad está conformado por historias independientes: gags que en muchos casos están compuestos por una escena brevísima o un plano. Lo importante es que se desarrollan al margen de la historia principal y no interfieren.

Momentos antes de sorprender a la azafata, Nielsen explora a una paciente en el pasillo del avión. ¿Podría Nielsen explorar tras los pilotos? No porque podría influir en el pilotaje y por tanto en la trama.

EL HINDÚ SUCIDA: LOS DOS GRADOS

En ocasiones los dos grados parecen estar mezclados, pero no es así. Robert Hays habla y habla, pero no mira a los ojos al hindú que tiene una cerilla y una lata de gasolina. Cuando Hays y la azafata salen de plano, el hindú se prende fuego por accidente. Esto es importante: el gag sucede cuando el protagonista sale del plano. Si Hays estuviera en el plano tendría que reaccionar. Es más, el gag no funcionaría con el plano abierto: sólo enmarcando al hindú. Con el plano abierto reaccionarían los demás pasajeros y el personal de vuelo.

Los dos grados de irrealidad es el éxito de series como Family Guy o American Dad. Por un lado tenemos las historias de los personajes y por otro lado varios gags independientes (en un plano se recrea el pensamiento de un personaje o un hecho de su pasado).

La comedia es más que una acumulación de chistes, es alquimia: mitad ciencia, mitad magia.

10 thoughts on “Airplane!: Estructura como puedas (dos grados de irrealidad)

  1. Pablo Vázquez Pérez 29 mayo 2012 / 12:32 pm

    Hola Javier y demás comentaristas
    Entre tu artículo y los demás comentarios, como el de Salva sobre Tamariz, me habéis aclarado perfectamente el mecanismo por el que funcionan tan bien películas como Airplane (Aterriza como puedas), los dos grados de irrealidad.
    Como dices Javier, para enmarcar.
    Por añadir algo, añadiría que lo que recogieron tanto Mel Brooks como los ZAZ (Zuckerberg + Abrams) fue la tradición cómica desde el cine mudo (sobre todo Buster Keaton) y mucho de los Marx, ahí está Sopa de ganso.
    Saludos y gracias.

  2. hermanbeiro 25 mayo 2012 / 12:58 am

    Ya lo creo Hidalga, Mel Brooks es de los mejores: “Space Balls”, “Sillas de montar calientes”, “Qué asco de vida” y la fantastiquísima “El jovencito Frankenstein”…

  3. Hidalga Erenas 24 mayo 2012 / 11:31 am

    Yo siempre he sido fan de estas pelis… añadid “Space Balls” (traducida aquí, como les salió de la pol.. como “La loca historia de las Galaxias”), que sigue la línea de parodiar una única película (además que todo el mundo reconoce, aunque no haya visto) y que tiene una trama argumental central, además de los gags adicionales (algunos sí que hacen referencia a otras pelis, como el del final, con el Alien saliendo del cuerpo del actor John Hurt (que se auto-parodia) diciendo: “Otra vez no!” y luego el Alien cantando como el sr. Frankenstein del jovencito Frankenstein… auto-parodias, mucho humor y sí, una trama argumental que recuerda a la original…
    Actualmente, después de ver “Casi 300” o cualquiera de “Scary movie” (y había otra que se llamaba algo así como “Aún sé lo que hicísteis el último Halloween” que es prácticamente un calco… pero más lenta y peor), te das cuenta que son gags sueltos que no van a ninguna parte… algunos estirados hasta lo indecible. Con la de “Casi 300”, hay un gag del Factor X, que dura como un cuarto de hora y piensas: “¿Y esto se lo han vendido a una productora? Pero si ya se ha hecho en programas de Tv, en series y demás, más rápido y con más gracia”… ¿En qué momento se ha perdido la estructura? Por culpa de Internet no será, que Padre de Familia tiene todos los gags “descuartizados” y subidos a YouTube y en cambio, los episodios tienen una línea argumental, un objetivo, un tema, etc. (Y su gran homenaje a “Star Wars” y “Space Balls” con el episodio extendido que hicieron parodiando esta obra mítica de las galaxias… con gags geniales… jaajajaja).

    PD: Muy buena entrada. De mucha ayuda y muy esclarecedora. ;)

    • Javier Meléndez Martín 29 mayo 2012 / 9:44 pm

      Es interesante lo que comentas, Hidalga:

      “¿En qué momento se ha perdido la estructura? Por culpa de Internet no será, que Padre de Familia tiene todos los gags “descuartizados” y subidos a YouTube y en cambio, los episodios tienen una línea argumental, un objetivo, un tema, etc.”

      Es para meditarlo. Así a bote pronto, creo que los gags de “Padre de familia” subidos a Youtube funcionan porque conocemos a los personajes. El gag de Peter y GTA es la leche cuando se ve por primera vez, aunque sea fuera del episodio: http://www.youtube.com/watch?v=sGmyi1aNVSk

      Funciona porque sabemos que Peter es un verdadero lelo, que no da más de sí. Pero este gag interpretado por un actor que desconocemos igual no funciona.

      Pienso en José Mota, que sale en la tele y ya la gente está predispuesta a reírse. Seguiremos meditando.

      A mi el gag de SPACE BALLS que más me gusta es el de “Estamos peinando el desierto” :D

  4. hermanbeiro 22 mayo 2012 / 10:10 am

    ¡Souvenirs, artículos de coña!
    –Dígame – ¿El perro de San Roque tiene rabo?
    –Se de buena tinta que Ramón Ramírez se lo ha cortado.

    ¡Me encanta ese trozo!

  5. samueldava 21 mayo 2012 / 8:13 pm

    Hablando de Magia. Se me ocurre que algo similar sucede con los magos.

    Ver salir palomas sin ton ni son, anillos sólidos que se enlazan, etc. es cansino, no por repetitivo, sino porque, como bien dices, no hay historia.

    En cambio una “rutina mágica” donde se cuente una HISTORIA en el curso de la cual aparezcan palomas o se entrelacen anillos, junto con varios gags sueltos, es mucho más interesante.

    Un ejemplo: Tamariz realiza trucos (la historia), pero los adereza con sus bromas y gags. A mi juicio, creo que Tamariz fracasaría como cómico, pero no hay duda de que triunfa como cuentacuentosmágicos.

  6. hermanbeiro 21 mayo 2012 / 5:16 pm

    Me encanta esta película, como también la mítica “Top secret” o “Hot shots”, que como muy bien dices en nada se parecen a las producciones actuales. La principal diferencia es que con las “de antes” me reía muchísimo y con las “de ahora” me aburro, no me rio y no llego ni al minuto diez de metraje.

    “Aterriza como puedas” es una parodia de las películas de desastres, y su premisa cómica se encuentra entre el abismo del mundo tal y como lo conocemos, y el mundo que nos presenta la película. No son más que bromas directas que se basan en lo que el público conoce sobre el tema.

    Nos reímos y todo funciona porque hemos visto previamente muchas historias sobre desastres y el público entiende perfectamente el objeto de la risa, disfruta de la exageración y de la gran dosis de escarnio claramente definido. La parodia sin forma ni estructura no hace ninguna gracia.

    ¡Un fuerte abrazo!

    • Javier Meléndez Martín 21 mayo 2012 / 8:46 pm

      “Todo funciona porque hemos visto previamente muchas historias sobre desastres y el público entiende perfectamente el objeto de la risa”.

      Estoy de acuerdo. Yo también soy de ‘Top Secret’ (Café Olé, Croisán, Petisú…)

      ¡Abrazo!

Dime lo que piensas...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s